Statcounter

miércoles, 29 de diciembre de 2010

Un café para un sinvergüenza

¿Qué el gobierno permite una subida de precios del 10%? Vamos que sois exagerados; reaccionarios y antipatriotas: un café menos al mes y lo tenéis pagado. Es que mira que sois maledicentes; creer que nuestro ministro de industria favorito era antisocial. Para nada: sólo está contra los vendedores de café.

El Ministro estaba en estado de alarma. Esto es, alarmado porque hasta su vecino estaba mentando a su padre y su madre, dos santos el señor y la señora, Por ello ha convocado súbita rueda de prensa para explicarse. Y la cosa es sencilla: pagamos la energía muy barata; no sabemos ahorrar y el coste es de un café. Vergüenza me daría a mí protestar después de tan sesudos argumentos.

Vamos; que a punto he estado yo de borrar las entradas del Blog al respecto si no fuera porque me da a mi que nuestro ministro de industria favorito me está tomando el pelo con agravante de felón. ¿Qué porqué esta impresión? Por que Pepiño ha dicho que es culpa del PP; y si Pepiño lo dice, yo ya me alarmo enseguida.

El tarifazo de marras es la subida más alta del recibo de la luz que se recuerda. Las subidas de precios, como saben todos los progresistas y no progresistas, no se ponen en relación con el precio del café sino con la inflación. Estamos hablando de una subida de 5 veces casi la inflación anual armonizada. Pero además, miente el ministro: el usuario medio pagará al año, más de doscientos euros.

El déficit tarifario, ciertamente inventado en tiempos del PP, justifica la subida en la medida que aceptamos que pagamos la energía eléctrica mas barata que sus costes, teniendo en cuenta que en esos costes están incluidos los de las inversiones en energía nuclear no utilizada, entre otros.

Pero el caso, amigos y amigas, es que las compañías eléctricas han aumentado sus beneficios en todos los ejercicios en proporciones que vienen a resultar de escándalo en los tiempos que corren. Es decir que uno aspiraba a que las eléctricas pagaran algo de la crisis, o sea como los funcionarios, o los pensionistas.

Pero obviamente soy un antipatriota de los que viene a creer que los que tienen más rentas deben contribuir. No; ya se que Pepiño y mi ministro de industria favorito me lo han explicado: deben pagar los ricos; o sea a los que les podemos clavar el IVA; es decir, a los del común, parados y eso.

Pues nada; ya se que como el Ministro es pobre y está comprado el pobrecillo por el lobby de las energéticas, ya le pago yo un café que me da pena.

Vaya tropa; pero vaya tropa.

martes, 28 de diciembre de 2010

CNN+ : se apaga otro faro y guía de occidente

“Tú que eres tan guapa y tan lista, tú que te mereces un príncipe, un dentista, ¡tú!”. La Cabra mecánica lo había previsto: la CNN+ pasa a mejor vida a pesar de sus muchos logros y merecimientos.

Es bien sabido que los fondos especulativos son malos, malísimos, excepto cuando los propietarios de PRISA tienen que salvar la vida, el cuerpo y la pela. Entonces una cosa que se llama Liberty Acquisition Holdings pasa a ser un inversor cojonudísimo y lo de Tele 5 la televisión que todos estábamos deseando sin saberlo.

Un montón de curritos y unos cuantos profetas son despedidos cual obreros de la construcción. Eso si; no puede ser que los gestores del desaguisado se vayan a la puta calle. Así que Cebrián y Polanco pasarán de un Consejo de Administración a otro por que lo suyo lo vale y occidente necesita de los adecuados guías que le conduzcan al adecuado futuro.

Lo trascendente no es que CNN+ sea sustituido por Gran Hermano, a modo de ajusticiamiento poético. No; lo importante es que el glorioso gen de PRISA contaminará a, por un poner, Belén Esteban, gurú a partir de ya mismo de lo políticamente correcto.

Se culmino el proceso. El faro y guía de occidente se ha fundido en caliente fusión con las Mama Chicho; el líder de los debates y reflexiones sesudas se venderá ahora con cualquier Tomate y en cualquier Noria. Y así sucesivamente.

¿Porqué? Porque la pasta lo vale. A ver si os creíais que eso de la cosa global iba de algo distinto. Los que vivieron de la burbuja, por supuesto criticándola por inmoralísima, ahora fenecen en manos de lo cutre, porque lo cutre es lo que paga las deudas, queridos y queridas.

La tasa de paro entre los periodistas ronda el 16% y más de cinco mil han sido despedidos en los últimos dos años. Creían que eso no podía pasar a los que suministraban noticia y editoriales en los faros y guías de occidente. Pues sí. Además chicos, como ha dicho el faro superviviente en manos de Liberty, la culpa es vuestra: no os veía nadie; tampoco es para que presumáis tanto.

El negocio de las noticias no muere a mano de blogueros desalmados queridos y queridas: muere a manos de editores, profetas y pianistas de burdeles venidos a más. Es lo que hay. Cuando esta noche cierre la CNN+ darles las gracias a los magníficos gestores y editores que os explicaban todas las mañanas como se gestionaba una empresa y se editaba un medio.

lunes, 27 de diciembre de 2010

Inocente, inocente: llegan las subidas de precios.

Los inocentes; que mejor día para hacer colección de subidas de precios. Yo ya os tenía avisados y avisadas así que no me ponga nadie cara de sorpresa. Excelente día para informar al usuario que, efectivamente, viene a ponérsele cara de tonto.

Véase que la tasa armonizada interanual de inflación anda por el 2,2%. O sea, que por encima de eso ya vamos perdiendo dinero. La luz, un 9,8%; el gas 3,9%; viajar en AVE o en cercanías, el 3.1 y el 2,3.

Alegrémonos pues de que nuestras grandes empresas nos vacíen los bolsillos una vez más. Estemos contentos de pagar dos veces las inversiones en las centrales eléctricas; sonriamos ante la subida del cercanías. Nada mejor que estas subidas para que la patria camine por la correcta senda de las reformas, por el monarca demandadas.

Naturalmente, en una economía de mercado el gobierno no puede hacer nada, pero nada. Por supuesto que Pepiño puede inaugurar líneas de tren pero ni por asomo debe impedir que las tarifas suban. Puede nuestro Ministro de Industria favorito chalanear hoy con el carbón, mañana con las renovables, pasado con lo que sea, pero ni por asomo negarles a las eléctricas que cubran el afamado déficit tarifario.

Las cosas, muchachos y muchachas, son como son: bajamos los salarios; bajamos el salario mínimo; congelamos las pensiones pero el libre mercado nos obliga a permitir que suban los precios. De todo punto patriótico y progresista, a pesar de las ilusas voces que, como las que escucháis aquí, pretenden llevaros por el camino del antipatriotismo y la sedición.

No es vuestra cara de inocentes ni de tontos. Para nada: es cara de responsables ciudadanos financiadores de las cuentas de explotación de las empresas que garantizan el provenir patrio.

martes, 14 de diciembre de 2010

Subidas de alarma

Escribes menos me dicen. Es que me esta pasando lo que a Pepiño: vivo en permanente estado de alarma. Cada día me cabreo más como ya he comentado en alguna ocasión. Y para colmo se va Morente.

Abre uno el periódico y se encuentra con distintas posibilidades de enojo: los cotillas americanos dan cuenta de que ZP le da la razón a Marruecos en el asunto de El Sahara; el Premio Nobel de la Paz preventivo acepta el plan fiscal de los Republicanos; Pepiño insiste en que la alarma es lo natural; al de Wikileaks lo mantienen en prisión por culpa de los suecos...

Podría haber glosado esa maravillosa frase de Blatter diciendo que los gays y lesbianas que vayan a Qatar (democrático país y excelente pagador como todo el mundo sabe) no hagan sexo si no quieren acabar en la cárcel. Podría haber comentado esas extrañas iniciales en los ojos de la Monnalisa que darán para un nuevo misterio sobre Leonardo.

Pero mira no. Os llamo la atención sobre que, gracias a la excelsa política de mi Ministro de Industria preferido, viene a resultar que la luz subirá un mínimo del 5%, aunque puede llegar a ser el doble. Cosa ecológica y patriótica, naturalmente. El tabaco de los pobres y los estudiantes, la picadura, subirá un 40%: por su salud, naturalmente.

Eso si: el salario mínimo, ya se ha anunciado, se quedará por debajo de los precios, porque ya se sabe que los ricos tienen que contribuir, dicen los socialdemócratas oficiales, a la superación de la crisis.

Y yo sigo alarmado. Alarmado porque la alarma sea la de los controladores y no nueva y estrepitosa caída de renta disponible que se nos viene encima; alarmado por el recortazo que vendrá en cuanto se pongan imposibles las subastas de deuda que hoy han alcanzado nuevo record de intereses; alarmado por las nuevas reformas que impulsarán los patriotas en cuanto los bancos digan que en realidad les hace falta más capital del que habían confesado, como ya ha dicho la OCDE y medio reconocido el Banco de España.

Pero no, Al gobierno le preocupa lo importante: esos controladores que amenazan la privatización, las cuentas de las compañías y a los amigos de Pepiño que se quedarán con las trece torres en venta. Esos son los que han llevado a este país a la ruina; los culpables de la subidas de precios y de la crisis de la burbuja financiera. Ellos son: así que al paredón con ellos, es la guerra.

Y "pa" joderla del todo lo de Morente:

"la vieja sonata gime
y una pena negra oprime
la garganta del cantaor...."

Pero nada, nada, otro día de excelentes noticias; ya te digo.

viernes, 10 de diciembre de 2010

Visca el absolutismo flexible.

No había caído yo en la sutileza del asunto. Y me estaba enredando en opiniones insustanciales. Menos mal que el Señor Javier Faus ha venido a iluminar mi criterio: "Qatar es una monarquía absolutista, no parlamentaria. Pero es una monarquía absolutista flexible comparable a países como Egipto, Siria o Armenia"

Esto me tranquiliza una barbaridad. Llevo años escuchando a los “coseguidores” del Señor Faus criticar mi defensa del patrocinio y deplorando las funestas relaciones de patrocinio de medio mundo, el español cavernario especialmente, y no había caído yo en la cosa de la flexibilidad.

“Nuestra primera obligación es gobernar el club. No se puede ser solidario sin tener dinero ...” O sea, que el absolutismo qatarí es 150 millones de veces flexible

El actual emir de Qatar gobierna desde 1995, tras un golpe de Estado contra su padre. Por una pelea de familia no nos vamos a poner exquisitos.

Amnistía Internacional ha denunciado que muchas mujeres son víctimas de violencia física o restricciones a la libertad de movimiento. Pero seamos flexibles: la mujer puede conducir en Qatar, que ya es algo.

El Emir ha puesto énfasis en el respeto a los temas de igualdad y derechos humanos. En consecuencia, sus leyes toleran el alcohol: los bares públicos están abiertos sólo en los hoteles de lujo o clubes exclusivos de alto nivel, o sea con visa oro o si eres de la FIFA, por un poner.

Amnistía Internacional, insiste en que el gobierno de Qatar es “un régimen dictatorial islámico extremista, que viola continuamente los derechos humanos en especial por la discriminación de les mujeres, incluida la violencia física y sexual que está socialmente aceptada por los hombres que dominan la sociedad Qatarí, y también la discriminación de inmigrantes que están sometidos a abusos y explotación, que no tienen ningún derecho ni cobertura social ni sanitaria”.

Cuentan, aunque seguramente es un invento de la caverna reaccionaria españolista, que hay una academia de fútbol (Aspire), vinculada a la empresa "Football Dreams" (no se que me da que ésta es de Rosell), donde "compran" jugadores africanos menores de edad para nacionalizarlos y conseguir una selección de fútbol para el Qatar 2022.

La FIFA criticó a esta academia denunciada per ONGs internacionales de defensa de los derechos de los niños, aunque después le ha dado a a Qatar un mundial de fútbol. Es que han debido ver la cosa...¿cómo diría yo? eso, flexible... de unos 150 millones de flexibilidad, por lo menos.

Yo lo digo para que en los próximos cinco años los “coseguidores” del señor Faus no me den la vara con los derechos humanos y los patrocinios indignos de la caverna españolista.

Ya lo dice mi sobrino Darío: la vida no es un destino; es un viaje. Lleno de carcajadas, añado.

jueves, 9 de diciembre de 2010

¿Hosteleros en vías de militarización?

No quiero ser agorero pero los Hosteleros han anunciado, ni más ni menos, que “incumpliran la ley antitabaco” ¿ A santo de qué vamos a admitir tamaño privilegio, el de no cumplir la Ley, cuando Pepiño nos ha enseñado el recto camino de su cumplimiento?

Militarización, se susurra en las barras de los bares, mientras los parroquianos se preguntan si deben salir juntos a fumar a la calle o de uno en uno para evitar una pena de entre cuatro u ocho años.

Toda calamidad nacional, toda, debe estar sujeta a militarización. Venga hagamos la lista. Contribuyan Ustedes que yo ya voy haciendo la mía.

¿No les parece que es una calamidad que nos carguen las inversiones de las empresas eléctricas en la tarifa y que las paguemos dos veces?

¿No es calamitoso de todo punto que el barril de petróleo este un 40% más barato que en 2008 y la gasolina más cara?

¿No es una calamidad pública que los directivos de AENA e Iberia cobren más que ese Ministro que es la gloria de España, aunque sus empresas estén en crisis?

¿No es calamitoso de la leche que los españoles tengamos que pagar deuda para sanear bancos irlandeses cuyos gestores se han puesto unos bonus de narices por llevar a la quiebra a sus bancos?

¿No es una calamidad que en un año de crisis donde los bancos han reducido la actividad, los créditos y los servicios a sus clientes hayan aumentado sus comisiones diez puntos por encima de la inflación?

¿No es calamitoso que a un banco español, por lo tanto, excelentemente regulado y controlado por el gran MAFO, que por cierto cobra más que el gran Ministro, le pidan 25 Millones de Euros por la estafa de Maddof?

Dicen haber encontrado en Huesca uno de los últimos dinosaurios de Europa. Guardad la prensa de estos días: los últimos ejemplares de controladores salen en los periódicos antes de que su rebeldía sea castigada a precio de kilo de terrorista. Afortunadamente, también los grandes Ministros desaparecerán pronto.

Mientras, soñemos con las futuras militarizaciones. Al fin y al cabo, la alarma es una cosa guay y progre.

¿ No se me ve lo contento que ando?

martes, 7 de diciembre de 2010

Cambios en la cultura corporativa. Aviso a stakeholders (por orden de la autoridad: militar, naturalmente).

Mi socio y yo somos gente moderna: sabemos que nuestros comportamientos cotidianos definen nuestra cultura como entidad. Sabemos que esta debe ser comunicada a quienes interesa el desarrollo de nuestra empresa. Sabemos que el entorno externo y legal constituye el marco necesario para el desarrollo de nuestras pautas de actuación. Habiéndose producido transcendentales cambios en ese entorno comunicamos hoy a nuestros "stakeholders" nuestra nueva cultura corporativa:

1.- A partir de la publicación de esta nota, interesados y "stakeholders" se dirigirán a los directivos de la sociedad con las expresiones “Señor” y “Si; Señor”. La expresión “ja vol herr kommandant” no podrá utilizarse por considerarse ridiculizante y despectiva.

2.- Esta entidad no aceptará ninguna comunicación del Gobierno, de la Administración o cualquiera de sus Agencias que no vaya firmada los Jefes de Estado Mayor de cualquiera de nuestros ejércitos o persona en el que estos deleguen.

3.- Los sistemas de alarma y seguridad serán inmediatamente sustituidos por un cuerpo de guardia militar. No se descarta que cualquiera de los "stakeholder" sea convocado, por el coronel autorizado, a sustituir en imaginaria a la mencionada guardia militar.

4.- Todos los documentos que reflejen acuerdos y negociaciones con los interesados en el desarrollo nuestro proyecto como entidad quedan anulados y serán sustituidos por oportunas hojas de ordenes.

5.- Se suspende toda negociación en curso hasta que la autoridad competente, naturalmente militar, las autorice.

6.- Esta empresa y todos sus "stakeholders" suspenden de inmediato cualquier reclamación pendiente con el Ministerio de Fomento de la Patria y aceptan las sanciones que por haber litigado en el pasado pudieran corresponderle.

7.- Nuestra empresa pondrá a disposición del coronel encargado del cumplimiento de nuestras funciones, así como de los interesados que lo necesiten, un cuarto que se habilitará como sala de arrestos.

8.- El premio de Calidad que anualmente concede nuestra empresa a sus "stakeholders " pasará a denominarse “Premio Isla Perejil” en reconocimiento al compromiso patriótico. El accésit pasara a denominarse “Pepiño” en reconocimiento al valor.

9.- A efectos de dirimir conflictos, se sustituirá en todos los documentos suscritos por la empresa, la expresión “Código Civil” por “Código Penal”. Así mismo, las referencias a los “Tribunales de la Comunidad de Madrid” se sustituirán por la expresión “Tribunales Militares competentes”.

10.- Nuestros saludos de buenos días, adiós, etcétera que cortésmente intercambiamos serán sustituidos por el grito de: “Vivan los milicos; viva la Guardia Civil y VivaPaña”, haciendo severa entonación en la silaba “Pa”

Año del estado de alarma, día tercero

viernes, 3 de diciembre de 2010

A sus ordenes, mi general

El control aéreo esta bajo control militar. Cautivos y desarmados los controladores, las tropas de Pepiño han alcanzado sus últimos objetivos. Los militares controlan las torres; se ignora si los controladores serán juzgados por tribunales militares; pero no preocuparse: Pepiño esta dispuesto a corregir este pequeño error constitucional.

Por supuesto, estos del control aéreo deben formar parte, que diré yo, por lo menos del ejército de espías de la Embajada Americana. Es por ello que necesitaban un nuevo decretazo que alterara sus condiciones de trabajo pactadas en convenio sin negociación ni nada. Porque lo de negociar, a ver si lo entendéis de una puñetera vez, es con las 37 empresas, loados sean nuestros salvadores, con la banca o con la CEOE. Con los curritos no se negocia que estan muy insolentes y levantiscos.

Gran real decreto donde ahora resulta que de la jornada de trabajo no podrán deducirse las licencias por enfermedad, bodas, asuntos familiares o formación. Que se casa uno, a recuperar; que se opera tu padre; a recuperar; que te dan un curso de actualización, a recuperar. Tomad nota, que cuando os lo hagan a vosotros y vosotras ya será tarde para quejarse.

Que las cosas no se hacen así; que hay que ser prudentes, que jorobar al usuario que no es culpable no puede ser....Pues si; será que tenéis razón. Pero que queréis que os diga, de alguna manera tendrá el personal que decir basta.

Pero lo que mola; lo que de verdad es extraordinario es poner a los milicos en la torre de control. Eso si que demuestra autoridad: un general ordenando a trabajadores levantiscos; sujetos al código penal. Pepiño llamando a una reunión al jefe del Estado Mayor del Ejército del Aire y dando órdenes; un estado de excepción en pequeñito. Que nadie diga que no mandamos.

Que tiemblen los demás. Me refiero a los trabajadores, a los parados, a los saharahuis, a los débiles.

Yo a las órdenes de mi general. Que luego será tarde.

jueves, 2 de diciembre de 2010

¿Y si el mercado fueran sus vecinos?

Resistiremos a los especuladores. Vamos; que resistiremos hasta la última gota de sangre de..del último parado que quede vivo. “Responderemos a los especuladores” ha dicho Trichet y yo he pensado: fácil colega, llama a los bancos franceses, por un poner.

Imagina que perteneces a un club gastronómico con otros 24 colegas,;bueno hay una otra, una chica, pero porque es rica no porque se lo merezca, como todo el mundo sabe. Imagina que a los postres de cada comida, siete de ellos se fuman un puro para decidir que tu banquero te suba los intereses de la hipoteca. ¿Jode, no? Vaya mierda de club tenemos y eso...Bueno, no se me embalen: estamos hablando de la Unión Europea.

Digámoslo claro. Sabemos quienes son los especuladores, los inversores globales esos. La verdad es que la zona euro está siendo atacada esencialmente no por el exterior o por misteriosos o malvados fondos especulativos americanos o chinos.

No; el ataque viene del interior. Son los propios bancos europeos, compañías de seguros, sus fondos de pensiones, sus gestores de patrimonios y los diversos establecimientos que gestionan los ahorros del personal, los que poseen en su mayor parte la deuda europea y son ellos los que están haciendo saltar los tipos de interés de la deuda.

Y es que los datos hablan por sí solos. La mayor tajada de la deuda española se la ha llevado Francia, le siguen muy de cerca Alemania y los países del Benelux, mientras que China es una potencia en ascenso.

En agosto del 2010, la última vez que hice la cuenta, los porcentajes de propiedad de la deuda española eran: Francia (25%); Alemania(7%); Italia (6%); Benelux (15%); resto de la UE (12%). O sea, 65%. Vamos, que los especuladores esos a los que tenemos qe resistir son el Paribas, el Deutche Bank y diez o doce instituciones europeas como esas. Genial: los mercados que han llevado a la ruina a Zapatero son los que desayunan con él una vez al mes.

Quiere esto decir que con un simple impuestito a los gestores de fondos que tomaran posiciones de capital a corto se hubiera arreglado el asunto. Pero claro; eso no es nada, pero nada, nada progresista. Porque lo progresista es que mientras los europeos salvamos a los bancos con dinero público, esos mismos bancos utilizan esos fondos para jorobarnos la deuda. Eso es progre, progre de la leche.

Eso si, mientras tanto, alrededor del 25% del fondo de reserva de la Seguridad Social está invertido en deuda alemana, francesa y de los países bajos.

A cuidarse de los mercados, son colegas europeos.

Y luego diréis que gana la derecha.

Muchachos, muchachas; miraos las vísceras, reconcomeros los higadillos, gritad contra la caverna, los facciosos, la Brunete y las derechas. Y cuando vuestros gritos os hayan relajado pensad en frío: este tipo trabaja para la derecha.

¿Ustedes, vosotros y vosotras, os creéis que la lotería pierde dinero? ¿Os parece, y pregunto sin ánimo de molestar, que es ruinoso gestionar Barajas y el Prat? ¿Os dais cuenta de que el follón de los controladores era para vender un aeropuerto a bajo precio? ¿Os parece que convertir a Botín en una Pyme es progresista?

Él, el eximio y patrio líder lo ha vuelto a hacer. Se ha disfrazado de Rajoy, de Aznar, de Bush en nombre del progresismo, el futuro y la patria. Y uno, que está hasta los mismísimos, dice lo mismo que el día que las derechas, la caverna y la Brunete ganó en Catalunya: que les den. Porque para de derechas y privatizadores me apunto a la derecha.

Privaticemos; bajemos los impuestos a las empresas; quitemos el subsidio a los parados. Los mercados nos lo piden: al siglo que viene, dos o tres generaciones jodidas después recordaremos todavía que Zapatero se vendió por 14.000 millones...y las pensiones, y la reforma laboral, y los salarios de los funcionarios, y la dependencia y...

Y uno piensa: ¿si yo puse verde a Aznar por vender lo público porqué no puedo decir lo mismo de este?

¡Ah! Es que este no es de la derecha. No; no puedo ponerle verde.

Miren Ustedes, vosotros y vosotras: este que firma defendió la convergencia de las izquierdas; el acuerdo con los socialistas, que la confrontación con la derecha era una cosa plural. Lo sigo diciendo y pensando pero que les quede claro: con el ZP de los cojones (ovarios o como correctamente se diga) no voy ni a la vuelta de la esquina. Por falaz, mentiroso; porque le ha hecho daño a la gente

Luego diréis que ganan las derechas. ¿Y a mi qué? Preguntadle a los que les han quitado 426 euros al mes..., aunque a lo mejor es que esos eran ricos.

martes, 30 de noviembre de 2010

Chismorreo diplomático

O cotilleo antidemocrático. Es ahí donde se encuentra la materia prima con la que se construye la historia: la diplomacia. Mundo ignoto, romántico, serio, profesional. Pues vaya; no. Wilieaks lo ha revelado: ni espías, ni profesionales, ni serios. Panda chismosos los diplomáticos norteamericanos eso es lo que son, unos cotillas.

Este inacabable saco de información debe preocuparnos no tanto por su contenido como por su misma existencia: estamos dirigidos por unos paranoicos impresentables. Esta gente multiplica las amenazas que perciben; encuentran repugnantes trucos donde encuentran oposición; organizan insidias y, desde luego, se comportan de forma asaz extravagante.

Al parecer es notable para el porvenir de la humanidad saber que Gadafi viaja con su enfermera ucraniana o saber como supera el estrés la señora Kirchner; cosa que por cierto ha solicitado la primera funcionaria del Premio Nobel preventivo de la Paz

"Amos, amos", decir de José Luís que es un cortoplacista, que solo está interesado por sus elecciones y no por el país. Que no le importaba influir en La Audiencia para que taparan lo de Couso y lo que hiciera falta. "Amos, amos", dejar mal a este patriota así en público y por una tontería de nada que ya sabíamos todos.

La cosa, en realidad, es que la mayoría de las informaciones proceden de confidencias privadas a diplomáticos que han chismorreado por escrito. O sea, que no te puedes fiar de nadie.

Estos se llenan de sinceridad en el mundo hipócrita de las relaciones diplomáticas. Te sonríen mientras redactan un informe donde cuentan como traicionas a tu país y su Audiencia Nacional, por un poner, o se interesan por tu salud mientras informan de tu expediente personal secreto.

Los serios analistas y asesores, construyen informes sabiendo la cosa gastroentérica de Kichner, el precio de un preso de Guantánamo en el mercado global o las fiestas de Berlusconi. Y los demás aplaudimos en nombre de la seguridad.

Los diplomáticos americanos son unos cotillas bastante hipócritas pero nuestros líderes áureos no le andan a la zaga. Los españoles le dicen a la tele que lo de Couso está mal y al diplomático americano que serán buenos y ya el fiscal se encarga de la Audiencia.

Los cotilleos tiran a tonterías pero los líderes que cantan a los diplomáticos se muestran entregados a cualquier causa menos a la democrática. Me parece a mí que esto va a ser más grave que lo de los cotilleos.

Valiente pandilla.

lunes, 29 de noviembre de 2010

Pues hay más de la caverna que de Laporta

Y más de la Brunete que de independentistas si lo prefieren. Y mas derechas que izquierdas. Y más convergentes que socialistas. O sea, que barridos. Es lo que tiene la democracia que te da unos disgustos de la leche.

Votan más que la otra vez, bien por los votantes, y van y ganan las derechas y pierden las izquierdas y los de la independencia. Con un par. Que disgusto de la muerte. Digo yo que como esos disgustos ya me los llevé yo pues que entiendo el drama de esta mañana.

Todos “pa” casita, detrás de Montilla si hubiera vergüenza. Que tiene narices la cosa que resulta que, menos el President saliente, todos y todas los derrotados han decidido darle otra oportunidad a Catalunya, porque humildes estos son y, además, han entendido, naturalmente, el mensaje de la ciudadanía.

ZP lo ha conseguido: ya ha perdido Cataluña; démosle un par de días, los que ha pactado con los 37 – loados sean los héroes- y pierde Andalucía y la Castilla eterna de Bono. Dirán los analistas lo que digan pero ni tripartipatito, ni Estatuto, ni liderazgo ni ná: la crisis, señores y señoras, es la crisis.

Es la crisis la que ha castigado a los votantes de izquierda mientras el Gobierno salvaba bancos. Es la crisis la que deterioraba los barrios obreros mientras los gobiernos recortaban obra pública y prestaciones. Es la crisis la que beneficiaba a los de siempre mientras otros, como siempre, se ocupaban de estatutos, independencias, velocidad en las carreteras y esas cosas.

Es que resulta que los ciudadanos y ciudadanas tienen una agenda que no tiene que ver con los retos históricos, las demandas ancestrales ni las vindicaciones patrias: quieren vivir, trabajar y dar futuro a sus hijos. Es lo que tiene la democracia: la promesa de mejorar . Y quien no se ocupa de eso pierde elecciones.

Zapatero ha decidido que las patadas ciuadanas se las den en el culo de concejalas, concejalas, diputados, diputadas y asesores de todo tipo. Digo yo que si no sería mejor, por aquello de salvar algún mueble, unas elecciones anticipaditas para ver lo que piensa la gente. Es menos cruento para renovar un partido quitar al responsable que hacer dimitir a la militancia.

Eso si; hablemos de la caverna para que no se vean las miserias de los políticamente derrotados.







sábado, 27 de noviembre de 2010

Los 37

- Grandes empresarios: ¿Cuál es vuestro oficio?
- Salvar a Zapatero "¡AUU AUU AUU!"

Ellos se apostarán en el mas estrecho vericueto esperando a los malvados mercados; ellos impedirán que su descarado acoso acabe con los valores que durante generaciones determinarán el glorioso destino de nuestra civilización.

Quizá vosotros y vosotras no seáis capaz de descubrir el prístino cielo del progreso que ya nos alumbra; pero no es que vivamos días oscuros. No; son las flechas de nuestro enemigo innumerable las que no nos dejan ver el sol.

Ellos, los 37, dirigidos por nuestro patrio líder saben que no hay retirada ni rendición; no hay lugar para la ternura; no hay lugar para la debilidad; sólo los recios y fuertes son dignos de llamarse grandes empresarios y conquistar el futuro.

Armados de todas las reformas que nuestro patrio líder les concederá nos traerán una nueva época, una época de libertad de mercado. Y todos sabrán que 37 grandes empresarios dieron hasta su último aliento para lograrlo.

Dejad de resistiros a las necesarias reformas; dejad de llorar como plañideras y de comportaros como aficionados y dejad al valerosos líder y a los 37 que liberen a la patria del misticismo de los obreros y la tiranía de los mercados. Demos la bienvenida al futuro más esperanzador que hayamos imaginado.

¿Qué quienes son estos 37 preguntáis?

Los que nunca, pero nunca, nunca, nunca, fueron cómplices del modelo económico hoy derruido; nunca prestaron su capital a tal desatino. Aquellos a los que nunca, pero nunca, nunca, el Banco de España recomendó que vendieran sus participaciones industriales.

Los generosos, los que nunca han derrochado la energía ni las inversiones, ni nunca nos la han cobrado dos veces en la tarifa eléctrica. Los que crearon hoteles e imperios turísticos sin consumir desaforadamente suelo, ese recurso escaso, y sin contratar temporeros porque, naturalmente, siempre han creído en el trabajo de calidad. Los que nunca, pero nunca, han deslocalizado su producción patria de servicios trasladándola a otro país de salarios de miseria.

Los que nunca, pero nunca, nunca, han retenido el crédito; los que no están amenazados por las apuestas a la baja de los mercados; los que no tienen entre el 2% y el 5% de su capital en manos de grupos de inversión a corto plazo.

Qué golpe a los especuladores y a la crisis: los 37 han acelerado las reformas, vuestras pensiones serán cercenadas; subirán las tarifas eléctricas; se suprimirán las subvenciones a las renovables; se aliviará la presión de los sindicatos, las Cajas serán privatizadas, gracias a su encuentro con el líder y ya nada será como antes. AUU!

viernes, 26 de noviembre de 2010

Alberto se la juega al Patriota.

Tu mano derecha que está limpita pide un crédito y le compra a tu mano izquierda lo que tienes en ella. Tu te quedas la pela; al vigilante de que las manos izquierdas no se endeuden se le pone cara de tonto y los demás nos reímos una hartá. Sobretodo, cuando sabemos que una de las empresas de la vigilante de que las manos izquierdas no se endeuden está de acuerdo con que, ahora, mande tu mano derecha.

Alberto le vende las acciones del Matadero, cosa que además es sucia, a otra empresa suya que se endeuda y le pasa 190 millones al Alcalde. Se salta con alegría la prohibición de endeudarse.

O Gallardon es muy listo, listísimo. O la Viceministra es torpe, torpísima. O las dos cosas al tiempo. A uno, que queréis que diga, que una institución se ponga a hacer ingeniería financiera como si fuera un sujeto del mercado ese al que tanto amamos me gusta. Que la derecha le tome el pelo al gobierno me gusta menos, aunque en realidad, si los mercados, la Unión Europea, los bancos, Marruecos y la mitad del orbe le ha tomado el pelo al Gobierno, pues uno más tampoco es para tanto.

Obviamente, Gallardón no es un patriota. Poniéndole trampas al bueno de José Luís que limita la deuda municipal para que los mercados vean que Él va en serio. Que no le hagan ni caso no es la cosa. La cosa es que estos terroristas económicos de la derecha están boicoteando esta magnífica política económica que nos llevará al paraíso de la la prosperidad y el futuro. El cuando, y con cuantos heridos, es lo de menos camaradas, no os pongáis pejigueros.

Escuchando al áureo líder de la patria he llegado a la conclusión de que tampoco soy muy patriota porque creo que los bancos no nos han dicho toda la verdad; que los 35 estos de la gran reunión tienen tantas trampas como los que no van; que vamos a peor diga lo que diga la Vice de economía y creo que a los que juegan contra nuestra deuda es tendríamos que haber puesto un impuesto hace una década. O sea, que no doy confianza a los mercados ni de coña.

La jugarreta de Gallardón es sólo la muestra visible de las “cositas” que están haciendo los Ayuntamientos desde que la burbuja les dejó sin ingresos y el estado sin posibilidad de acceder a recursos. Ahora vendrá la Vice a revisar leyes, criterios, a levantar la voz y demás para evitar que el cotarro autonómico y local siga la senda del munícipe madrileño. Bonito debate y bonitos votos que se llevará Don Alberto, experto en financiación creativa, como se recordará de cuando financió con endeudamiento no autorizado por la Unión Europea unos kilómetros de Metro de ná.

Háganse, señoras y señores unas risas, observen de soslayo a los mercados y piensen, piensen la cara que se le habrá quedado al ZP y la Vice después de haber hecho los machotes en La Moncloa. Que venganza más poética: 190 millones de euros.

lunes, 22 de noviembre de 2010

Benedicto y La Trini

Sí; hay relación. Que la hay. De hecho, un preservativo en el oído sería útil para ignorar las declaraciones de La Trini sobre el Sahara, destinadas a los europarlamentarios. Viniendo de Benedicto no se me ocurren otras cosas para las que al caballero le parezca útil un condón.

La cosa es que la Señora Ministra de Asuntos Exteriores (La Trini, de siempre) ha venido a pedir a los diputados y diputadas del europarlamento que “se informen con detalle de los sucesos de las últimas semanas. Confío en que los integrantes, los miembros, del Parlamento Europeo adopten la resolución que sea sabiendo cuál es la dimensión de la situación”.

Deduzco que yo mismo, vosotros, vosotras y los europarlamentarios no estamos informados. De hecho, es evidente que los socialistas si están informados y saben algo que nosotros ignoramos y que hace necesario renunciar a los principios como es el caso de la libre determinación del Sahara. No se desanime nadie que un día de estos viene Rubalcaba y nos lo explica, porque ya dijo ZP que lo nombraba para explicarse bien.

En consecuencia me he puesto a protegerme. Un condón filosófico frente a los argumentos policiales de Rubalcaba y La Trini capaces de contaminar principios, sentido común y derecho internacional.

Digo yo que, al menos, La Trini podría hacer lo mismo que Rouco que no se pronunciará hasta que conozca en detalle para qué es útil un condón. La falta de práctica produce ignorancia como todo el mundo sabe. Por eso, Rouco opinará cuando llegue el manual de Roma.

Le propongo lo mismo a La Trini que guarde silencio sobre el Sahara y ocuparse de que cuenten lo que está pasando quienes de verdad lo saben. En realidad, puede guardar silencio sobre casi todo lo demás y no nos inquietaría nada.

Necesitamos protección, lancemos un mensaje de socorro a Benedicto y a todos y todas las que producen utilidades nuevas para los condones: protección contra los que se explican bien y los hacen ministros por tan excelente razón.

sábado, 20 de noviembre de 2010

Salvemos a los irlandeses...si son banqueros

Vivimos tiempos oscuros, eso es innegable, como diría el Ministro de Magia. Me disculpen, es que vivo rodeado de " frikis" de Harry Potter y ayer me llevaron de estreno.

Siete mil millones españoles para banqueros irlandeses. No seamos xenófobos: ya hemos puesto 87.000 para los nuestros (y guardamos otros tantos) ¿cómo no ayudar a los necesitados, más allá de nuestras fronteras?

La cosa es que Irlanda no tenía ni tiene cuentas públicas escandalosas. La mortífera deuda que le amenaza es de los bancos cuyas prácticas casi delictivas les han llevado a una quiebra práctica. Como se sabe en el libre capitalismo, las libres empresas financieras no pueden quebrar; para eso están los autónomos y pequeñas empresas.

Pues nada; salvemos, también, a los banqueros irlandeses, no sea cosa que cuando vengan a por los nuestros no quede nadie.

El hecho de que en Irlanda no paguen impuestos ni los ricos ni las empresas no debiera ser motivo de escándalo. Total, pertenecer a un club en que un miembro puede hacer dumping fiscal a sus socios parece lo europeamente moderno. Además, no poner impuestos cuando los fondos europeos y las perras del Banco Central Europeo llegan a raudales es de lo más progresista como todo el mundo sabe y, por eso, sólo se cabrean la Merkel y el Sarcozy.

Ahora los irlandeses tendrán que recortar gastos y subir impuestos, Me apuesto a que se a quienes se lo suben a quienes no.

¿Por qué los mercados, esos anónimos entes, se les ha puesto dura con Irlanda?

Dicen unos que la culpa es de los alemanes. Asunto este que en Europa siempre queda bien. Que la Merkel dijera que las entidades privadas debieran poner algo para los rescates (cosa normalita para nosotros los mortales pero inmediatamente negada por José Luis, que él si que sabe) alertó a los mercados que se han dicho: si estos tienen que poner la pasta, vamos daos.

Yo tengo otra versión. Me parece a mí que el hecho de que los americanos y la Reserva Federal hayan convocado deuda para inundar de dólares el mercado americano y hacer una devaluación competitiva del dólar, ha hecho que los mercados, esos entes anónimos, abandonen Europa para poner sus dineros allí. Nada como un Premio Nobel Preventivo solidario con los europeos.

Así que el asunto consiste en alargar unos años más la salida de la crisis poniendo pasta, para que parezca que Europa sirve para algo. Y, sobretodo, para salvar banqueros...hoy irlandeses, mañana portugueses, pasado...

En fin, que sí, que voy a tener que darle razón al Ministro de Magia: vivimos tiempos oscuros.

miércoles, 3 de noviembre de 2010

¡Oh, cielos; Cameron está aquí!

Que escándalo, Cameron se ha infliltrado en las filas de la derecha española. Que te quede claro: no votes a Cameron; miles de laboristas ya lo han hecho. Dijo la policía: Rajoy tiene una agenda secreta. Y Rajoy, por molestar, que en realidad es lo que le gusta, afirmó que la política de Cameron le ponía.

Dicho y hecho; el Gobierno, que ha descubierto que cuanto más se explica le va peor en las encuestas, ha pasado a la estrategia del susto: ¡Qué viene Cameron! y el Grupo Prisa, siempre tan diligente, ha puesto al faro y guía de occidente a editorializar sobre el asunto. Una estrategia que a Brown le fue de muerte como todo el mundo sabe.

Pero qué escándalo fijarse en Cameron cuando tenemos aquí a Zapatero que es como más nuestro. Vale, Cameron va a recortar 21.600 millones de euros y nuestro Gobierno sólo 14.000; pero hombre, Zapatero va a aumentar la edad de jubilación a 67 y Cameron, un flojo, la va a dejar en 66.

Mucho recorte, mucho recorte, pero el flojo del inglés no ha pasado de recortar los presupuestos de los ministerios en un 19% como Zapatero, para enseñanza y liderazgo europeo, ha hecho y nadie de la derecha le ha ponderado tanto. ¡Qué Cameron va a despedir funcionarios! Pero bueno ¿no habéis leído la reforma laboral? Ya se puede despedir a trabajadores de las empresas y administraciones públicas por pérdidas y, desde luego, no renovar los contratos temporales.

¡Qué escándalo! Citar a Cameron con lo poco que nuestro José Luís tiene que envidiarle. Viene el voto del susto; qué miedo; qué miedo. Rajoy quiere recortar lo mismo que Zapatero; hasta ahí podríamos llegar, con lo bien que recortan estos en nombre de la patria, el progresismo y el porvenir de los banqueros.

Que te quede claro: no votes a Cameron; miles de laboristas ya lo han hecho.

jueves, 21 de octubre de 2010

Opereta, paso dos: mucho, mucho, ruido

Estoy por irme al extranjero una semana. Van a explicarse. Y explicarse es, como todo el mundo sabe, pillar el mejor tiempo del telediario y coparlo con una entrevista en directo. Es que eran buenos, buenos, pero se explicaban mal. Ahora, da igual lo que sean, lo que importa es que se “expliquen muy bien”.

En aquellos días, os acordáis, en que José Luís era progre, si chicos, cuando la paridad era lo que había que hacer; cuando había que ampliar derechos; cuando habíamos ganado la champion league de la economía; cuando hablar de crisis era antipatriota; cuando íbamos a tener pleno empleo y devolvíamos los impuestos; en aquellos días , si, Jose Luís recomendaba un excelente libro: “No pienses en un elefante” de Lackoff. Libro que viene a decir, entre otras cosas, que cuando uno dice que le faltan palabras lo que le faltan es ideas.

O sea; que estamos como estábamos. Por muchas palabras que le encarguen a la policía, la cosa es que faltan ideas. No hay hoy menos paro, más consumo, mas inversión que ayer, ni más perspectivas. Eso si, hay más ruido. Habrá más ruido.

Televisión Española ha empezado la operación. El Ministro de Trabajo, mientras cantaba la Internacional y con efigie de Pablo Iglesias al fondo (o habrán sido figuraciones mías) ha declarado a Pepa Bueno que no nos confundamos: que él asesoró al Presidente en la reforma laboral; que faltaría más; que eso de rectificar nada de nada, pero que diálogo, mucho diálogo (ruido que, disciplinadamente, han repetido todos los ministros y ministras).

Ruido, mucho ruido. Explicarse, estimados lectores y lectoras, es salir en televisión en “primetime”; anegar de discursos los medios para confundir al personal y parar la sangría electoral. Porque lo que importa, muchachos y muchachas, es que parezca que el tren se mueve aunque se haya cortado la electricidad y no camine hacia ninguna parte.

Que los sesudos analistas no teman, estudien nuevas estrategias, o reelaboren discursos. Esto nos lo arreglan los mercados en dos o tres días. Al fin y al cabo, este es el mundo en el que José Luís se desenvuelve bien: los mercados ponen las ideas y la policía las palabras.

miércoles, 20 de octubre de 2010

Ayer teatro; hoy opereta.

Ayer me pase por el teatro; hoy toca opereta. La de ayer se titulaba “a Berlusconi ya no le gusta el futbol”. La de hoy se llama “Que se encargue la policía”. Aooche en el verde de Concha Espina me lo pase bien; hoy, me ha parecido todo un poco bufo.

Después de renovar el pensamiento económico progresista para convertirlo adecuadamente en liberal le quedaba al áureo líder renovar la izquierda para convertir a Rubalcaba y el grupo Prisa en sus líderes.

El primer cometido de este nuevo gobierno es salir en los periódicos. El segundo es tratar de seducir al votante de izquierda y, desde luego, al del PSOE, que abandonaba el barco a raudales, vendiendo vieja izquierda, izquierda socioverde o lo que haga falta, izquierda sindical. Lo de cambiar la política ya lo dejamos para otro siglo que ahora se trata de que el la gente de El País, la Ser y la Televisión oficial nos hagan una rueda de mensajes para tranquilizar a Alcaldes y Concejales que se nos estaban poniendo chulitos con lo de que el prócer diga que no se presenta.

Ahora resulta que las chicas además de no salir en los periódicos, estaban siempre con cara de enfadas y sólo ocupándose en cosas progres como la igualdad o la vivienda, la pesca y zarandajas de esas que no nos dan votos ni sirven para nada, como todo el mundo sabe. Ponemos a Leire que predicará en la tele el cambio planetario e insultará al PP en todos los desayunos y listo.

Zapatero le ha encargado a la policía que recupere el voto que se iba hacia la izquierda; que se ponga a predicar negociación a troche y moche, a ver si convencemos a la gente que ahora si que somos buenos, de buenos de la muerte, y dejan de pensar en izquierdadas de esas en las que estaban pensando. Dejemos a los catalanes y los vascos que pierdan las elecciones y pongan a nacionalistas serios y responsables a cargo del asunto pero tratemos de no perder Andalucía y Castilla La Mancha que estos nos mandan a la mina al José Luís en un pispas.

No hace falta rectificar que ya Rubalcaba les convence de que la rectificación favorece a Rajoy. Nada de mirar a la izquierda que la izquierdista aquí es la Aguilar. A por ellos, a barrer a los de la izquierda, el cambio y la rectificación vendiendo una más de humo. Que no se diga.

domingo, 17 de octubre de 2010

El silbido party

El silbido es cosa seria; como el te. Por eso debe ser regulado, y por la Ministra de defensa.

Como dije en mi última entrada había decidido no cabrearme y no hablar de nadie del Gobierno, ni de la Banca, ni de Hacienda. O sea, que me había pasado al silencio. Me he perdido algunas cosas que tienen su aquel. Las risas de las primarias; lo de los pactos de aquí me quedo y no convoco elecciones, que os jodan; lo de trabajar más para que yo robe más...en fin, esas cosas que elevan el nivel de nuestra vida política a la altura del barro.

Pero lo del Silbido no puedo ignorarlo. El Silbido es cosa seria; como el te. Sabiendo que la guerra del te provocó, ni más ni menos, la guerra de la independencia americana, la Ministra de Defensa se ha puesto a ocuparse del silbido para evitar males mayores para la patria.

Una cosa así de seria y con tan dramáticos efectos debe ser regulada. Protocolo; protocolo, ha dicho la Ministra y la Vice, que ha añadido a su enfado habitual el cabreo con estos que silban, naturalmente de derecha extrema, porque sólo los de derecha extrema silban, los maleducados, en momentos solemnes, habida cuenta de que a la buena izquierda siempre le levanta la música militar, como José Luís recordará del día de la bandera americana.

Así que la derecha extrema (nótese que no se llama extrema derecha) puede liderar el te party, como ha dicho la Espe y, también, el partido del silbido. Partido que se extiende rápidamente. Hoy mismo, sin ir más lejos, le han silbado a Chaves y al Alcalde de Sevilla. Hoy ha sido la derecha extrema de los funcionarios con sueldo congelados, pandilla de antipatriotas, los que han roto un momento solemne como la inauguración de la Plaza de España; qué antipatriotas romper con el silbo el glorioso nombre de la patria.

El silbido party se extiende. Silbatos llevaban los huelguistas el día en que no había huelguistas como todo el mundo sabe. Silba la gente en cuanto aparece un miembro del gobierno; silba el personal cuando se cabrea. Todo derecha extrema: necesitamos un protocolo para que sea obligatorio aplaudir a José Luís, que sacrifica en el altar de la patria, generoso que es él, el porvenir de los Alcaldes y concejales socialistas.

Nada hay más importante que elaborar un protocolo contra el silbido. Lo que no puede ser; no puede ser. No hay problemas que resolver ni cabreos que atender; no hay dificultades que resolver ni quejas de malgobierno que atender . Nada de eso importa ni nada de eso debe ser resuelto. Lo importante es regular el silbido que se adueña de la vida política y atenta contra la patria.

Vigilad a los que silban; seguro que son de derecha extrema...como yo, más o menos.

viernes, 1 de octubre de 2010

Me paso la vida cabreado

Lo ha dicho hoy Nick Cave (el de Grinderman y Bad Seeds). El tipo es un poco “garagero” para su edad, que es la mía, y un poco malencarado. Pero, mira tú, cada vez que abro un periódico me pasa lo mismo que a él. Ya os dije ayer que estoy en la fase de no comprar ninguno; pero si sigo así tendré que dejar de ver los informativos y pasar del asunto de escuchar a los próceres.

¿Qué por qué me pillo un cabreo diario? Pues por la cara de tonto que se me va poniendo a medida que leo o escucho las gloriosas opiniones de quienes nos dirigen.

Por un poner, MAFO, o sea Ordóñez, hasta que el faro y guía de occidente decidió salvar su nombre para la posteridad, el de el Banco de España, ese que predica el ajuste para resolver la crisis, dice en su último boletín que el IVA y el final de las ayudas a la demanda debilitan la recuperación. O sea, lo que decíamos los que nos opusimos a tal medida.

Me cabrea, aun más, que el Boletín de tal MAFO, que es como un panfleto agitador de los banqueros ,venga a decir que, en los próximos meses, se espera un aumento del desempleo y una reducción de la contratación indefinida. O sea, lo que se suponía que la reforma laboral iba a arreglar.

Me cabrea escuchar al muy responsable salvador de la patria, o sea el José Luís, hablar de aumento del gasto social cuando resulta que caen los recursos en dependencia, maternidad, empleo y vivienda.

Me cabrea que los socialistas vayan proponiendo, fuera de España claro, impuestos a los mercados; hablando de la tiranía de los mercados; diciendo chorradas sobre los mercados y , a partir de hoy, resulta, según el gran patriota José Luís, que escuchar a los mercados es responsable.

No sólo; resulta que los portavoces de los especuladores, las agencias de calificación, son, según ha dicho hoy mismo – el día que nos rebajan la calificación- la Señora que se ocupa del ministerio competente, necesarias. No menos me cabrea que una de esas agencias, la Fitch, se felicite porque España crecerá sin crear empleo.

No sé como lo verán mis lectores pero decir que se hablará con los sindicatos cuando haya un nuevo ministro, además de humillar al actual, viene a ser una sandez que viene a cabrear un poco más.

A que cabrea a los que siguen sin tener vivienda que la caída de la construcción de viviendas sea de un 43% sobre el año pasado porque los Bancos no dan créditos a los compradores, aunque sea vivienda protegida.

Me cabrea que el Sebastián les haga un nuevo regalo a las eléctricas.

Me cabrea que estos próceres no dejen de suministrar calmantes a los mercados a costa de nuestros huesos. Como dice la canción de Cave que os he dejado: “ estamos indefensos”.

En fin; que como he decidido no cabrearme, la próxima semana no hablaré de nadie del Gobierno, ni de la Banca, ni de Hacienda...

jueves, 30 de septiembre de 2010

A tiros contra la huelga.

¿Impresentable o impreciso titular? No; desinformación. Imaginen que me largo veinte líneas sobre este asunto convirtiendo cada uno de los siete tiros del policía loco de Getafe en una tesis sobre la violencia contra la huelga; que mezclo en mi texto como cómplices del desaguisado a Saura y a Rubalcaba, que reconozcamos la marcha les va. Y, por último, ya puestos, podría asegurar que me encontré un policía en la estación de metro apaleando a un chaval.

Ah! claro, que más da; esto es un blog que es, como todo el mundo sabe, comunicación tan frívola como malsana.

Pero fíjense mis lectores en que una televisión ha editorializado que sólo los amenazados han parado. Un periódico calificó a los Secretarios Generales de los sindicatos de cómplices del paro. Una radio ha dado pábulo a un concejal mequetrefe de Madrid que afirma haberse encontrado en el metro a alguien que insultaba a un sindicalista. Conclusión: lo del fracaso de la huelga y sus contradictorios argumentos tienen, más o menos, el mismo rigor que lo de los tiros y la huelga.

El negocio de las noticias, en mi experiencia, siempre ha sido bipolar, dado a los cambios impredecibles de filias y fobias en función del humor e intereses económicos de los editores. Los editores de la mayoría de los medios no tienen más remedio que aliarse con los que pagarán sus deudas, que los chicos son independientes como todo el mundo sabe. Una regla no escrita de los editores de medios es que el conflicto social debe enfrentarse siempre con desinformación.

La gente tiene su propia opinión sobre la Huelga General, cada vez sobre más cosas, por que han socializado su opinión a través de medios no tradicionales, fundamentalmente, la red.

En definitiva, los editores tienen un problema. Hay debate acerca de si el negocio de las noticias todavía tiene un lugar en la vida pública o si una práctica profesional de la información, basada en hechos, se desvanecerá. La cosa es que mientras los medios tradicionales y sus editores decidan seguir el camino de servir a los señores antes que a la verdad no contribuirán precisamente a salvar su negocio.

La proliferación de canales, de periódicos, de medios no ha producido la prometida democratización del discurso. En lugar de la diversidad hay unanimidad en serie. Venden consenso que se convierte en niebla para desinformarnos.

Ignoro si este será el último gran conflicto antes del cambio en el modelo de la comunicación. Pero se que la aversión que producen los opinantes de las televisiones (todos y de todas), editorialistas y demás producen una conclusión: que compre los periódicos la madre que los parió.

Contarnos las cosas como son ya no depende del negocio de las noticias. Depende de nosotros y nosotras.



miércoles, 29 de septiembre de 2010

Cosas chiquititas.

He ido a la Huelga. Tenía cuatro razones: la memoria de mis padres; el futuro de mis hijas; pegarle un grito a los golfos de las reformas, los recortes y demás zarandajas patrióticas y, desde luego, por respeto a los que se han currado el huelgón.

Es probable que el capitalismo no haya temblado. También, que los golfos de las reformas piensen que les queda tiempo para recoger votos y, seguramente, Alí Babá y los cuarenta banqueros piensen que ellos ya tienen la pela, que la deuda la paguen los obreros de ahora y del futuro.

Por eso os dejo con Eduardo Galeano:

Son cosas chiquitas. No acaban con la pobreza, no nos sacan del subdesarrollo, no socializan los medios de producción y de cambio, no expropian las cuevas de Alí Babá. Pero quizá desencadenen la alegría de hacer, y la traduzcan en actos. Y al fin y al cabo, actuar sobre la realidad y cambiarla, aunque sea un poquito, es la única manera de probar que la realidad es transformable.

jueves, 23 de septiembre de 2010

LA CIA ya tiene su ejército privado

Lo importante es el “instrumento” iba yo a contaros. Que ya manda narices que en Columbia, tierra de premios nobel y príncipes de las finanzas, no conozcan que, se suba o se baje, lo importante es el instrumento; menos mal que José Luís estaba allí para contárselo.

Porque en España lo sabemos; de hecho, lo saben Alibaba y los cuarenta banqueros, que se molestan cuando se sube, y los obreros antipatriotas , que se molestan cuando se baja. Ya se sabe que la clase obrera responde siempre a instintos bajos. Que conste que estoy hablando de la presión fiscal, que me parece que os estabais distrayendo.

Pero es que me cansa el prócer y su instrumento; ya os hablaré de eso otro día.

Así que aprovechando para mirar mundo me encuentro con una buena nueva: La CIA ya tiene un ejército privado en Afganistán y Pakistán, que se dedica a cazar terroristas. Cosa que se produce en tiempo de Obama porque debe ser que en este caso lo importante, también, es el instrumento del Premio Nobel de la Paz preventivo: me refiero al ejército secreto y fuera de la legalidad para conseguir la paz.

La cuestión se describe en el libro de Bob Woodward que se titula “Las guerras de Obama”. SI si; todo el mundo va a glosar las enormes peleas de Obama contra el establecimiento militar; genial. Pero la cosa es que hay un ejercito privado e ilegal rondando por ahí.

Un ejercito privado, una fuerza paramilitar bien pagada para hacer sus cositas en Afganistán. Ni en los mejores tiempos hubieran soñado los halcones tal chollo. Pero, en fin, se trata de un instrumento para la paz con toda seguridad.

Se denuncia que los ataques del ejército de la CIA están en su nivel más alto hasta el momento contra los talibanes afganos, y al-Qaida en Pakistán. O sea, que se diga lo que se diga, seguimos en guerra. Y si los soldados regulares se van ya tenemos a los ejércitos privados para que sigan salvando a occidente. O sea que tenemos estrategia para resolver problemas que te cagas.

No hay nada como un Premio Nobel preventivo y un buen servicio secreto. Eso sí, sin chorizos halcones como los que había antes, donde va a parar, que esos si que eran malos malísimos, con Bush y Aznar a la cabeza. Con un Premio Nobel preventivo y un buen servicio secreto se puede hacer una guerra progresista que es un primor mientras presumes de que estas sacando al ejército regular.

¿Por qué será que estos salvadores de los ideales democráticos, progresistas y salvadores de planetas, empiezan a parecerme todos un poco tramposetes?

martes, 21 de septiembre de 2010

¿Nadie quiere al majadero?

Como es posible tamaña cosa. Él, llamado a cambiar el planeta; el más listo entre los listos, el gran timonel del cambio social abandonado aquí y acullá por quienes deberían aplaudirle.

El día no ha sido bueno, a pesar de que andamos en el centro del Universo pillando cacho. 200 mineros, esos con los que él empezaba el curso año tras año, han vuelto a entonar el Santa Bárbara y caminan hacia Madrid en negra marcha de cabreo. Que le pasara eso a Felipe González es normal, insensible él. Pero a José Luís, el profeta del nuevo planeta, no es posible; no es posible. Cesemos a Sebastián. El es el culpable.

Puñalada trapera, que los rojos ingleses del The Guardian pasen a descalificarle; a Él que ha puesto la marca España en el olimpo de todos los dioses. “Tenga cuidado con los políticos acosados y sus mensajes de buena voluntad mundial”. Vamos, que creen que la propuesta de impuestos a las transacciones financieras es una cortina de humo. Imperdonable. Cesemos a Corbacho ya mismo, para remediarlo.

Empañar la prístina imagen del Presidente sugiriendo que miente: “ hemos escuchado palabras cálidas un montón de veces antes, sin ningún tipo de acciones concretas”. Sugerir que José Luis y Sarcozy, ese gran tipo defensor de los derechos humanos, hacen teatro progresista para clamar a “descontentos grupos nacionales”. Mentiroso y teatrero llamado por esos izquierdistas incapaces, ya se sabe, de ganar unas elecciones.

Pero lo que duele, lo que duele de verdad, es que un príncipe de las finanzas le llame imbécil (por lo del impuesto) y majadero (por sus propuestas de grandes cambios sociales). Pero que injusto; Él que ha alicatado hasta el techo las cuevas de Alibaba, que ha puesto casa y coche a estos gestores; que les ha pagado la deuda con las pelas que les ha quitado a los insaciables obreros, recibir este trato.

Que irresponsable, el príncipe de las finanzas, diciendo que subirán los impuestos para todo el mundo. Amenazar con la cartera al personal que ya anda mosqueado. Hacer público tamaño rumor para que la gente no le crea a José Luís y la gran Salgado.

Pobre José Luís, menos mal que Hassan y Sarcozy, esos dioses del progresismo y los derechos humanos, le comprenden, le acompañan en estos momentos de soledad. La izquierda le abandona, los obreros antipatriotas piden su dimisión, los progres británicos le desprecian; los príncipes de las finanzas le insultan.

Leire, por favor, dinos, además de la Trini, ¿ quién quiere al majadero?.

Huelga general, ¿ contra los mercados? No; contra los golfos.

No soy obrero y los sobrados motivos para la huelga se reducen en mi caso. Pero en realidad tengo los suficientes: dos. Uno, que me han engañado; dos, que me dejan (a mí y a los míos) sin futuro.

No soy obrero, trabajador es mas moderno, porque, en el desempleo, el INEM nunca me mandó una oferta (claro es que tenía más de 45 y economista o consultor con más de 45 es consultor desaparecido) y me hice empresario autónomo. O sea, un chollete, como todo el mundo sabe. No soy, en consecuencia, obrero pero el cabreo viene a ser similar.

No conozco a los mercados esos que han torcido el pulso de Zapatero que es de torcer fácil y generoso con los poderosos, desde Sarcozy a los banqueros. Son anónimos, desconocidos, esos mercados que a mí no me han hecho nada. Si conozco a los golfos que citan a los mercados para justificar felonías.

Ese ministro, socialista y de izquierdas, que dice como insulto que los trabajadores quieren trabajar menos y ganar más, es un golfo. Es un golfo el gobierno de izquierdas que le pasa las pelas a Alibaba para alicatar las cuevas de la banca y congela pensiones.

Golfo es el que nos amenaza con reducir pensiones. Es un golfo el de la patronal que quiebra empresas con fraude o el hostelero de la patronal que se queda con escuelas madrileñas. Son una pandilla de golfos los liberados políticos (la Espe y sus 1500 liberados a dedo) que satanizan a los liberados sindicales.

Pandilla de golfos, en fin, que nos privan de futuro. Les quitaron el futuro a los jóvenes formados; a los jóvenes con contrato precario. Una generación entera al carajo. Pero,ahora, nos toca a los que ya teníamos menos futuro: a los que caminamos hacia la pensión. Ladrones de tiempo, de futuro; de esperanzas.

Sobran motivos pero tengo dos: mucho golfo y mucho mentiroso.

Empezando por el que prometió nunca hacer lo que ha hecho; siguiendo por los y las que prometieron cambiar el planeta; siguiendo por los ministros que quieren subir la factura de la luz y del teléfono y por las ministras que nos quieren robar Internet.

Pandilla golfos; dicho queda; quedamos en el piquete, al fondo, a la izquierda.

Es que estoy cabreao, ustedes me disculpen el tono

domingo, 19 de septiembre de 2010

El guardian de nuestras banderas

Le teníamos encargado que custodiara nuestras banderas (rotas en su mayoría). Ahora nos quedamos sin guardián.

Cuando lo conocí, al llegar a la Zaragoza de la transición me llamó discutidor; no recuerdo ahora porqué pero tenía razón. La última vez que lo vi, antes de abandonar el Congreso, me recordó a mis hijas. Cuando lo conocí era candidato del partido, de ese que hoy no ha sido citado en la tele, que parece que sólo se ha dedicado a la política en los últimos años del Congreso.

Los aragoneses le agradecemos que construyera a golpe de canción nuestra identidad compatible; le expresamos el respeto que merece todo aquel que lucha; le recordamos como el “abuelo” amigo que fue referencia ética de generaciones enteras y, desde luego, le veneramos como artista.

Hace unos días, escuchaba en este blog una de sus canciones. La de las banderas rotas. Será su muerte glosada innumerablemente. Yo sólo canto mientras me imagino en la Aljafería con mis paisanos canturreando alguno de sus himnos.

viernes, 3 de septiembre de 2010

La vuelta: autobuses para todos (y todas, naturalmente)

En realidad me incorporé el 25 pero, como Pepiño no ha declarado, todavía, antipatriota cobrar a final de mes, he estado trabajando. Lo de cobrar es otra cosa: mis clientes son puro saboteadores y hacen todo lo posible porque no salgamos de la crisis del consumo. Cierto que alguno de ellos es socialista de carné pero debe ser de la cuadrilla del “Mocito de Parla” que anda rebrincadillo con el Jefe.

Pues nada aquí de nuevo observando como Pepiño y los suyos se preocupan de lo importante. Que el paro suba el mes de agosto, el de las ocupaciones hoteleras a tutiplén, los chiringuitos de playa, y el etcétera, ya mosquea. Pero estas son preocupaciones de ociosos que lo que importa es la cosa de las primarias.

Me preguntaba yo como Leire, no había puesto en orden el asunto. Poco antes de anunciar el cambio planetario advirtió que en ese partido las cosas no se hacían a dedo; así que no viendo yo una decisión colectiva muy notable en lo de la Trini me dije: esto me lo arregla la Leire. Pero no; de nuevo mi gozo en un pozo: la chica se ha ido a Cuba, no se si a explicar lo del cambio planetario o lo de hacer elecciones, y ha dejado el patio socialista hecho unos zorros.

Hay que agradecer las primarias porque nos ha dado notables informaciones sobre el cambio de modelo que nos viene. Por ejemplo: el socialismo es autobús para todos (y todas, y todas). Nada de renovar parques de vehículos; gastar enloquecidamente en coches innecesarios. Tu y yo queremos un autobús como el “Mocito de Parla”. Así lo ha dicho la impulsora, inspiradora, de José Luís y si ella lo dice, así habrá de ser. Autobús para todos ( y todas, naturalmente).

Estas son las cosas importantes. Mientras debatimos del autobús no decimos nada de los 500.000 personas en paro en Madrid; de las becas no concedidas; de los costes de los libros escolares (un sueldo por niño) y cosas de estas, como la Huelga General, que pertenecen a preocupaciones de ociosos como tengo dicho. Lo importante es lo importante: el combate de titanes.

Pero no sólo en Madrid; también en Valencia retorna una voz del pasado para ponerse en lugar del que manda y leo que en Canarias, Murcia y alguna que otra parte se apuntan a la reflexión pasada por las bases, donde Pepiño pasará los sondeos. Lo ha dicho Trini: “lo importante no es trabajar sino tener cartel electoral”. Bien, ahí está la cosa: se avecina el gran debate, amigas y amigos, que las bases decidan, ayudadas por Pepiño eso sí, quien se pone y quien se quita. ¿Leire? En Cuba naturalmente.

En fin, mientras en el PSOE haya debate hay Esperanza, ya me entendéis.

viernes, 6 de agosto de 2010

Vacaciones; días 6 y 7: Michelle no ha estado aquí.

Deprimido; deprimido estoy. Lo de Michelle es como lo de Hemingway: no hay taberna que se precie que no recibiera la visita del ilustre. Ahí estamos: cualquier gitano del Albaicín podrá presumir de haber sido visto con la primera dama.

La Noche de Michelle han pasado a ser tan profusa en encuentros, palmeos y coplas como las borracheras del Ernest en el Chicote. Eso sí, el escritor se rodeaba de la “créme de la intelectualité” y la señora del Premio Nobel preventivo se codea con el pueblo llano y la “créme de la televisión” que viene a ser más importante que la "intelectualidá".

Obviamente, no hay informativo, programa, comentarista de la cosa que no haya llenado una decena de minutos con exclusiva información del evento. La noticia es la noticia: que la Señora de “Mojama” (el pueblo llano ya ha bautizado al lider) haya pasado por hispánicas tierras debe llenar la televisión como el Señor Marshall llenó la pantalla cinematográfica. No puede reputarse de machismo, amarillismo, insustancialidad a tales medios porque como se sabe es información de servicio público.

Efectivamente, esperaba yo en la finca de mi asueto vacacional la visita de Michelle. Una vez privado de la compañía del GPS de mi detergente, y confinado en la finca veraniega estaba preparando yo un menú especial para Michelle, convencido de que las televisiones y José Luís habían decidido que todos los españoles tuviéramos un encuentro con Michelle.

Falsa idea. Ella se ha quedado en el Sur, centro de las esencias hispánicas, dispuesta a visitar Ronda, en lo que constituye un evidente mensaje del Premio Nobel preventivo y la Señora a Cataluña. Ronda: museo del bandidaje del XVIII y emblemática plaza donde Ordoñez y Paquirri compartieron cartel. Por cierto que mi hija me envía una hoja, que suscribo, para apoyar a una plataforma que pretende la prohibición de los “cargols a la llauna” debido al sufrimiento de tales bichitos, que saben incluso mejor que el rabo de toro.

Pues nada. Michelle no ha estado aquí, así que paso mi día arrastrándome entre la cocina y la lectura de Paul Auster y lo último de Camila Läkberg que, en realidad, trata del impacto de la más miserable televisión en la vida de la gente. Más o menos como me he sentido yo viendo la información sobre le periplo de Michelle, a modo de Gran Hermano, viendo como gente que se dice periodista reclama datos sobre la noche de la Michelle, cuyos méritos se desconocen.

O sea que sin Michelle, soy un español, perdido, sin mérito, casi como el tal Gómez , a la espera de ser convencido para suicidarse. Es que hay días que no está uno pa ná.

jueves, 5 de agosto de 2010

Vacaciones; día 5: El Gps de mi detergente se autodestruye cumplida su misión.

Albricias. He comido en un restaurante, ¿Mérito de mis sesudos argumentos o de mi afamada carta de restaurador de verano? En absoluto. El padre de la Señora dijo: “podríamos ir a comer a ese restaurante que...” Y la señora a su padre no le dice que no (desmiento soborno o cohecho alguno). Un tanto humillante, cierto, pero la cosa de los medios y fines aconseja silencio.

Nada más comunicarle la noticia al GPS de mi detergente ha temblado. He oído el grito alborozado de los vigilantes de Unilever cuando me he echado a la piscina y he recibido un SMS de agradecimiento: “gracias, podré volver a la playa con mi hija”. El “vigilante de mercado” de Unilever ha sido educado estos días y se despide como un caballero. Por supuesto se lleva mi “ruta vital” para vender detergente a todos los que se han cruzado en mi camino, que para eso cobra de espía, perdón de experto en marketing.

Naturalmente, el GPS y mi detergente me acompañan al restaurante. Los camareros, conocedores de la circunstancia y tras llamar a sus abogados por si podían sacar unas pelas, saludan al paquete de OMO. No obstante, percibo que el GPS va cambian de color, a un tono como más grisáceo, él y yo sabemos que la pálida compañera se apodera de su aspecto y que compartimos nuestros últimos minutos.

El restaurante no es el que uno hubiera elegido, mejor cena que medio día y comida mediterránea antes que brasileña. Pero no está uno para quejarse: un restaurante es siempre un restaurante.

Tras anotar el menú, para conocer el nivel de grasas del potencial cliente, el técnico de Unilever me envía un nuevo SMS: “el GPS se autodestruirá en cinco minutos”. Pido una caipiriña, brindo con el aparatito y la derramo sobre el detergente: si hay que autodestruirse que sea con gracia.

En fin, han sido cinco días de espionaje bien llevado porque no es lo mismo un GPS de última generación siguiéndote que un poli de esos de Granados que no saben ni escribir. Nada, volveré a la disciplina de mi cocina, a ver si encuentro nuevos argumentos para que me vuelvan a llevar a un restaurante, o mejor a ver si al Padre de la Señora se le ocurren.




martes, 3 de agosto de 2010

Vacaciones; día 4: El GPS de mi detergente intenta una de crowdsourcing

Nada; que no hay manera. Mi nuevo argumento de que labores patriótico progresistas como apoyar banqueros dan derecho a restaurante vacacional no ha dado resultado. La Señora no se ha conmovido y yo sigo atado a la cocina. Afortunadamente mis comensales habituales se han ido a uno de esos sitios donde nacen ríos, lugares nunca ollados por pie humano que se llenan de paellas y chiringuitos. A su vez, la Señora anuncia una siesta el carnero.

En consecuencia comeré yo sólo: vacío de ternera con chimichurri, que ya tengo preparado. Dispongo de tiempo por lo que me traslado a la piscina con la última de Paul Auster (en inglés, disculpen mi pedantería veraniega) y la intención de iniciar una de esas profundas reflexiones que cambien el canon del pensamiento occidental.

Justo cuando llego recibo un SMS de Unilever. El equipo técnico que vigila el GPS de mi detergente me conmina a resolver de una vez por todas lo de ir al restaurante; llevan cuatro días de acecho, se les acaba el presupuesto de vigilancia de estudios de mercado y mi actitud no ayuda a los especialistas que necesitan la dirección de ese restaurante para vender sus productos.

El tono es conminatorio y lo estoy achacando a el anonimato de los analistas cuando recibo un segundo SMS: me piden la receta del chimichurri para hacerse una barbacoa mientras esperan si voy o no al restaurante; me piden que se comprensivo y ofrezca mi sabiduría a la comunidad de consumidores de Unilever. O sea, que además de vigilancia tipo Gran Hermano estos se apuntan a la cosa esta del Crowdsourcing, el aprovechamiento por las empresas del ingenio de aficionados a los que no se paga para generar contenidos. O sea que el tal Crowdsourcing vendría a ser el “morro creativo”

Hasta aquí hemos llegado. Me voy a buscar a mi detergente, para poner el GPS al ladito de la piscina e irritar a los analistas como venganza de tamaño y burdo intento de aprovechar mi sabiduría culinaria e iniciar mi anunciada y sesuda reflexión.

Ni por esas. Nuevo SMS; esta vez, es un controlador aéreo que se dispone a votar una huelga por primera vez, a sus cincuenta años. Me inquiere, me conoce de mis rebeldes años juveniles, sobre las secuelas físicas o médicas de tal decisión. Le tranquilizo sobre el hecho de que la comparación de salir del armario que le ha hecho un socialista amigo de Pepiño es incorrecta y le animo a probar, asegurándole, por otra parte, que el color de la pancarta no tiene porqué hacer juego con el polo de verano, lo que evitará gastos adicionales en estos días de agobio.

Resuelto este asunto, considero fríamente que ayudar a un huelguista forma parte del decálogo de toda persona de izquierda que se precie, cosa que deberá ser valorada por la Señora, afamada militante de la causa de la libertad, y da derecho a un restaurante. Si cuela, cuela.

lunes, 2 de agosto de 2010

Vacaciones; día 3: Mi detergente y yo visitamos a Ali Baba

Lo confieso: mi estrategia para sustituir mis habilidades culinarias por un restaurante ha fracasado de nuevo. Ni el cocinar más, para manchar más ni el restaurante como alegoría de la huelga General han movido un ápice la resolución de la Señora.

Afortunadamente, los comensales de anoche decidieron aplazar la degustación de mis dos últimos platos para la comida de hoy. Es decir, me ahorro una preparación y gano tiempo libre. ¿En qué puede un hombre cabal aprovechar unas horas libres de sus vacaciones?

Exacto; visitando a un amigo; a ese colega que me comprende como nadie; que comparte mis proyectos; que se pone en mi sitio y sólo por orden superior o imponderable no pone su hacienda y recursos a mi disposición. Nos vamos, le susurro al GPS de mi detergente: nuestro banquero nos espera.

Al fin y al cabo si los profesionales de Unilever desean que el GPS les transmita mi ruta vital deberán conocer el sitio donde paso tantas horas como en casa; el hogar de ese hombre a cuya madre recuerdo con tanta pasión.

No voy a pedir dinero, faltaría más: eso no se le hace a un amigo. Acaso sacare algo de lo que ingresé; lo justo para que mi amigo no se incomode. Cierto que, loado sea su patriotismo, el Gobierno ya ha alicatado las cuevas de Alí Baba con los impuestos que nos quita Pepiño. Pero ahora lo importante es superar el “estrés” que les tiene en ascuas, ayudar a que se recuperen de sus ataques de "estrés".

El hombre no se inmuta cuando le presento al GPS; incluso le saluda educadamente. Naturalmente, porque Alí Baba, mi banquero, como buen amigo, me comprende como nadie; comparte mis proyectos; se pone en mi sitio y sólo por orden superior o imponderable no pone su hacienda y recursos a mi disposición.

Lo de mi banquero conmigo es como lo de Zapatero con el tal Gómez: si me jode no es porque no me quiera sino por el notable interés patriótico de su tarea. Como yo lo comprendo, a diferencia del tal Gómez, abandono cualquier numantinismo, y no le pido pelas para no generarle ansiedad a mi banquero y los 40 colegas.

Mi detergente y yo volvemos a mi cocina, henchidos de deber cumplido. Me pregunto si mi labor patriótico progresista de apoyo al banquero, tan propia de la izquierda, es comprendida por la Señora, afamada militante de la causa de la libertad, y da derecho a un restaurante. Si cuela, cuela.

domingo, 1 de agosto de 2010

Vacaciones; día 2: profundas reflexiones marinando un pollo

El titulo os sitúa ante la verdad: mi estrategia de ayer para evadir la cocina a causa del espionaje de mi detergente ha fracasado. Así que a marinar a la turca un pollo. Para marinar un pollo son necesarias tres cosas: el vino que uno va a beber mientras cocina (yo he elegido un Licinia 2007); un poco de música (siendo pronto he elegido Delibes, Lakme) esperando que el momento sublime en que el pollo se sumerge en el marinado coincida con el dueto de las flores. También, en tercer lugar, hace falta saber como se hace pero eso es intranscendente: en cualquier sitio de internet hay una receta .

Luego haré un chimichurri contando con un ají llegado directamente de Buenos Aires, que hay que tener amigos hasta en el infierno. ¿Por qué tanta preparación? Porque esta noche, en homenaje a un grupo que se añade a nuestras caseras vacaciones, haré un menú degustación de mis más afamadas producciones.

Los caballeros sometidos a la esclavitud veraniega de sus habilidades culinarias han entendido, a la primera, mi estrategia: cocinar más, para manchar más. Un trago a vuestra salud, esperando ese momento fantástico en que te dicen, "con lo que manchas mejor vamos al restaurante". En la guerra, como en la guerra, tú.

En fin, aquí ando marinando con la caja de mi detergente al lado. He decidido que el GPS espía instalado por Unilever siga mi ruta gastronómica. Se trata de reclamar cualquier receta parecida que se comercialice por la compañía. Se siente; el marketing este interactivo, de cooperación, es lo que tiene. Así que aquí tengo al espía desconcertado y, espero, a los técnicos de Unilever elucidando que tipo de prácticas impropias practico con mi detergente.

Mientras preparo el marinado y educo al detergente espía llego a la conclusión de que esto es como la reforma laboral. No sólo hay que endulzársela a los empresarios sino hacérsela agria y picante a los sindicatos. Lo del ají va a ser como Pepiño, de apariencia herbácea casi agradable pero te jode en cuanto consumes más de lo mínimo necesario.

Luego si cocinar es como la reforma laboral o como aguantar a Pepiño, ir a un restaurante es como hacer la huelga general. Voy inmediatamente a contárselo a la Señora, afamada militante de la causa de la libertad. Si cuela, cuela.

sábado, 31 de julio de 2010

Vacaciones; día 1: ¿ me espía mi detergente?

Empiezo mi semana de vacaciones. Vacaciones caseras dice la Señora. La misma señora ha anunciado en el “feisbuk” su alegría por el momento. Una de las ventajas de estas vacaciones, dice la señora, es que cocino bien. O sea: que empezamos mal. Mi elaborado argumento de que ir al restaurante aumenta el consumo, supera la crisis y evita que Pepiño nos suba los impuestos, ha sido derrotado de antemano.

En fin, mascullando mi derrota, me dirijo a la cocina piscinera y empiezo las tareas propias de mi condición de afamado restaurador: limpiar. Es sabido que todos los afanes gloriosos tienen momentos oscuros. Justo cuando empiezo, noto un movimiento raro: el detergente se mueve.

Formado en las mejores series de detectives realizo todos los movimientos necesarios para descubrir al espía; es cierto: me vigila. Sigue el camino de la mano por la pila; se esconde tras el lavavajillas cuando trato de descubrirlo pero fracasa estrepitosamente cuando hago un movimiento brusco para atrapar el estropajo. Descubierto: el detergente me espía.

No es una ficción. El detergente Omo, de Unilever, ha añadido a su producto brasileño un dispositivo GPS que permite a su agencia de promociones seguir la pista al domicilio de sus compradores. El pretexto es regalarles una cámara de video y un día de fiesta en familia. Los expertos en marketing han inventado el premio que encuentra al consumidor. Cincuenta cajas con GPS han sido repartidas por todo Brasil, los equipos de marketing pertrechados equipos móviles localizan al comprador.

Tenemos que ser innovadores, dicen los expertos, y a mi la cosa de la innovación esta me mosquea, parece una invasión poco ética de mi entorno. Ahora no sólo estoy localizable por el móvil, el vehículo, el twitter y todas las imaginativas aplicaciones que combaten el ancestral ansia humana de esconderse: ahora el chivato será mi detergente.

Una ola de despidos baratos a causa de pérdidas producidas por la tecnología amenaza a la profesión de espías. Los GPS de marketing tendrán múltiples funcionalidades desde combatir el terrorismo hasta descubrir donde lava sus platos el Vicealcalde de Madrid.

Siendo la Señora afamada militante de la causa de la libertad voy a ver si me niego a cocinar y exijo ir al restaurante como rebelión ante el espionaje. Si cuela, cuela.

lunes, 26 de julio de 2010

¿Dejarías las noticias en manos de los periódicos?

Yo que soy menos listo y famoso que el tal Keller, ni príncipe ni dentista para entendernos, me pregunto si dejaría las noticias en manos de los periódicos. Ha dicho el director de El New York Times, que “no dejaría el destino de las noticias en manos de Google".

Keller, director del faro y guía del planeta, defiende la estrategia de cobrar las noticias en la Web y se altera con los nuevos medios, anunciando que la delgada línea entre copiar y enlazar acabará llevando a los medios de calidad a los tribunales para defender el negocio.

Uno opina que las noticias nunca tendrán mal futuro. Ahora bien; hay abundancia de indicios de que el negocio de las noticias tal como lo hemos conocido se derrumba incapaz de desarrollar un modelo moderno, alternativo al prebendicio modelo del cuarto poder. Ese modelo según el cual si un periódico se hunde la democracia se hunde pero si quiebra un pintor, un albañil o el autónomo de la esquina es una oportunidad.

Ese es el argumento que ha llevado a regalos y prebendas a medios y periódicos de calidad y culto que no han vacilado en explotar periodistas, prejubilarlos, o gestionar subvenciones mientras se engolfaban en la burbuja inmobiliaria o el perverso mercado publicitario que, como todo el mundo sabe, es indispensable para la democracia y el derecho del consumidor.

Las noticias no tienen mal futuro por que en las páginas y los blogs, la gente cuenta historias y noticias. Periódicos como El New York Times presumen, lean a Keller, de mandar periodistas a elaborar noticias pero resulta que no pueden permitirse el lujo de cubrir historias de barrio que puedan interesar al personal.

Los editores de calidad reclaman para sí un papel fundamental para la democracia: el papel de filtrar la avalancha de información que viene de los aficionados. Por eso pueden despedir periodistas, reclamar ayudas y subvenciones y denunciar a la web: porque la clave no es la información sino controlarla. Cosa del papel fundamental de los faros y guías de occidente para la democracia.

Los entrenadores de la liga universitaria americana han prohibido a sus jugadores que “tuiteen”. La razón de fondo es la pérdida de control de la información. Los jugadores ya han solicitado a sus representantes que estudien los contratos para revelarse a tal medida. En el fondo a los entrenadores de basket les pasa lo mismo que a los medios tradicionales: lo que les molesta, en realidad, es perder el control del mensaje.

La pasada semana en USA, ha sido famosa la historia de una funcionaria, la Señora Sherrod, a la que medios conservadores han acusado, en falso, de racismo contra un blanco. La noticia era falsa pero nadie, incluido el Premio Nobel de la Paz preventivo, se tomo la molestia de comprobarla y la Señora fue despedida. Seguro que se os ocurren veinte ejemplos similares

¿Dejarías las noticias en manos de los periódicos que no comprueban, contrastan, ni contratan periodistas?

viernes, 23 de julio de 2010

¿Sustituirá el ejercito a la banca en circunstancias especiales?

Alertemos a Pepiño. Informaciones filtradas antes de la hora h, anuncian que una parte del sistema financiero español padece estrés. Intolerable, Pepiño; una función tan necesaria para nuestra patria no puede ser ejercida por instituciones estresadas. Llamemos a la Ministra, convoquemos a José Luis, habilitemos al ejército.

Esta tarde, a las seis, se conocerá el test de “estrés” (resistencia financiera de las entidades españolas y europeas); ya se ha filtrado que unas cuantas españolas llevan mal el asunto El test mide la proporción entre capital y recursos no distribuidos y las obligaciones de los bancos (Tier 1). Por debajo del 6% se considera que la entidad no anda preparada para la crisis.

Según las citadas filtraciones algunas entidades cuyos jefes cobran más que el Ministro (intolerable de todo punto) llevan lo del tier fatal, fatal.

Tener el Tier 1 (Nivel) bajo es algo así como tener dolor de cabeza, palpitaciones, pérdida de apetito, cansancio, sensación de falta de aire, boca seca, aumento de la transpiración…Hasta la semana pasada creíamos que estos pobres banqueros necesitaban ayuda: un fascal de dinero público para curar esa ansiedad provocada por el irresponsable intento de los pobres de tener un piso.


Pero ahora ya sabemos que no. Las funciones relevantes para el porvenir de la patria y, qué os diré, un banquero es tan importante como un Ministro y más que un controlador aéreo por un poner exigen nuevas medidas. Como bien ha indicado Pepiño, el estrés es incompatible con las tareas patrias y aquellos que lo padezcan deben ser sustituidos por profesionales acostumbrados a la resistencia al cambio y las amenazas del entorno: el ejército mejor que nadie.

Así pues, reclamemos el decreto correspondiente; despidamos a los jefes de las entidades estresadas y pongamos a un Comandante al mando. Como mola.

martes, 20 de julio de 2010

Pepiño: militarización y despidos de los controladores. Pero que progre.

Para Oscar

Es que los aeropuertos son míos. Las carreteras también pero como cuestan pelas no puedo poner a los "soldaos" a cavar zanjas. Pero lo de los aeropuertos se arregla en un pispás. Qué se me rebrincan los controladores: me pongo esquiroles de uniforme habilitados en dos días; Queé se me ponen malitos de estrés: los despido. Aquí sólo tiene estrés el dueño de la calle, digo del aeropuerto.

Ya hicimos decretazo contra los controladores suprimiendo la negociación colectiva, residuo de sindicaleros amarillos como todo el mundo sabe. Ya obligamos a cambiar la dirección del sindicato, que eso de la autonomía sindical es una coña marinera. Ahora hay que poner a los fiscales y la inspección de la seguridad social tras los enfermos, porque o ellos o los médicos responsables serán culpables: a mí no me la juegan y a la puta calle.

Ya ha estado Pepiño a la altura defendiendo los expedientes en Metro; cómo no va a poner de patitas en la calle a esta panda de pijos que, además, cobran todos (mentira) más que el ministro, hasta ahí podíamos llegar.

Militarización es la consigna progresista; porque el país necesita que los soldados estén preparados para sustituir huelguistas; porque como todo el mundo sabe los huelguistas, sean controladores, funcionarios o conductores de metro, son unos privilegiados, tienen trabajo, son ricos (por eso les subimos los impuestos) mientras los milicos son pobres de todo pobres y les vendrá bien unas pelillas.

Es que los socialistas venimos de las entrañas del movimiento obrero como es sabido y tenemos claro que un huelguista es un amigo. Por que si no lo fueran, en prisión estaban. Es intolerable que la Aguirre haya estado dos semanas negociando con deterioro del servicio de metro; hasta ahí podíamos llegar, panda de reaccionarios, con lo fácil que es despedir unos cuantos huelguistas.

Es que no me sois patriotas.

Pepiño ya había acabado con la negociación colectiva y nadie dijo nada (eran los controladores) luego ha ido a por los funcionarios pero no lo éramos; después los trabajadores en activo se quedan sin derechos; ahora militarización. Muchacho, muchacha, cuando vayan a por vosotros ya será tarde.

A mi me sobran razones para una huelga

jueves, 8 de julio de 2010

soy epañol. epañol, epañol

Porque mi padre me contó quien era Zarra y Marcelino, en Zaragoza siendo un crío, me hizo creer que éramos los mejores.

Porque cuando empecé a jugar al fútbol en el colegio quería ser brasileño

Por Cardeñosa que falló en el 78 y por hacerles una higa a los "milicos" argentinos.

Por Alemania y la pérfida Albión, que nos quitaron el mundial de la democracia en el 82

Por aquel hijoputa australiano que le quito el gol a Michel en el 86

Por que ya no existen los yugoslavos que se encerraron en el área en el 90

Por el cabrón de Tassoti y las narices rotas de Luis Enrique en el 94

Por aquel gol en propia puerta de Zubi; por Arconada y Molina que también la pifiaron cuando teníamos nuestro sueño al alcance de la mano

Por el penalti que falló Joaquin, por ese maldito arbitro que nos robó en Corea en el 2002 y por todos los penalties que hemos fallado cuando no debíamos, incluido el de Raúl

Porque ya era hora, coño.

Lo hemos conseguido y un montón de generaciones hemos sido vengadas.

Soy epañol, epañol, epañol.

jueves, 1 de julio de 2010

¿Y el cambio planetario? Pues que el IVA ha subido.

“Estén atentos a la importancia para el planeta de la coincidencia de las Presidencias del Señor Obama y la Presidencia europea de Zapatero”. Lo dijo Leire, mi profetisa favorita, y como sabéis he andado yo mirando la alineación planetaria por si la profecía se cumplía y los cielos cambiaban ante la notable influencia de los áureos líderes.

Pues nada; el planeta tira a peor; la Unión Europea pena entre insolidaridades y crisis, la pobreza se ha extendido y el hispánico líder acaba como alma en pena la travesía de su Presidencia que ha pintado menos que la Tomasa en los títeres. Eso si; Leire sigue de profetisa y hasta José Luís le pregunta por su futura crisis de gobierno, cosa que la propia Leire, indiscreta además de profeta, ha comunicado.

La profecía fue formulada hace menos de un año por lo que cabe señalar no sólo el grado de acierto de la profetisa, su profundo conocimiento de la realidad socioeconómica española y, muy especialmente, la demanda de sobriedad en la comunicación política de los profetas.

Mientras el planeta venía a quedarse más o menos como estaba, la situación social y económica española se degradaba. Básicamente, para salvar el presente del sector financiero se nos ha negado el futuro a la mayoría recortando derechos, prestaciones, seguridad e inversiones necesarias para mejorar nuestra demanda agregada y nuestro futuro modelo productivo. La profecía no incluía una huelga general pero claro es que los posos de café de Leire no dan para tanto.

Así que no veo yo mejora planetaria alguna y cuando mañana se concluya el semestre europeo del eximio prócer notaré que las cosas son más caras debido al impuesto que “Pepiño” anunció el pasado verano que nos subiría a los ricos. Agradecido por que me han hecho rico subiendo el IVA, daré, naturalmente gritos de alegría, gozo y agradecimiento que, sin duda, llegaran a la ilustre profetisa.

En fin, como ya se sabe que no soy patriota ni progresista (los sociatas me han borrado de ambas listas), no acabo de ver los notables logros de la Presidencia española, que tampoco el resto de los europeos lo vean no importa tampoco porque lo que importa es lo que importa: lo hacen todo por el bien de la patria.

Así que me entretendré con las cosas importantes el próximo semestre: Estatuto, burca, ley contra los curas y selección española que también da para tontunas. Hoy todos los políticos han vaticinado éxitos del equipo español de fútbol. Incluso el ilustre diputado Herrera, oposiando como siempre a ser declarado el diputado gilipollas del año, ha encontrado nuevo nombre para la selección llamándola “ el hispanobarsa”. Cosas para la que pagamos, como es obvio, a este representante de la muy ilustre izquierda divinísima, correctísima y etiquísima, empeñada en que CiU gane las elecciones.

Cuando mañana, amigo, amiga, te suban los precios a causa del IVA no dudes en pensar en la profetisa, los banqueros y el resto de la tropa. Hay que joderse con el cambio planetario.

lunes, 28 de junio de 2010

EL Estatut: vienen días de risas.

El Estatuto; así sin avisar. Menos mal que el Duran i LLeida suspendió un viaje y yo me dije: pues tampoco viajo, que este es un “avisao”. ¿Qué por qué no viajo? En realidad yo no iba a ningún lado pero ahora menos “pa” no perderme la “harta de rei” del espectáculo que se nos viene encima.

Así, sin leer la sentencia ya sabemos que hay que manifestarse porque el President esta indignado; y si un President se indigna, todos debemos estarlo. Pues nada, yo me indigno ya mismo pero con el President. Naturalmente, es antipatriótico e irresponsable hacerle una huelga general al Gobierno pero una algarada que nos distraiga el verano contra el Constitucional es responsable y, sobretodo, muy patriótico, Montilla dixit.

Ya ha recordado CiU que la tal sentencia, así sin leerla, es gravísima y, de paso, que el Constitucional que ha sentenciado es ilegal de todo punto. Así que además de manifestarnos tenemos que pedir la repetición del partido.

ERC, a los dos minutos de anunciarse que había sentencia, ha adivinado que es una estocada al Estatuto. Aquí en Madrid se considera, sin haber leído la sentencia que aún no ha sido redactada, que la parte esencial del Estatuto ha sido ratificada; la Vicepresidenta, con algo parecido a una sonrisa, que no hay que exagerar, ha declarado que la sentencia es una derrota del PP mientras este partido pide “prudencia”.

Como puede verse se trata de una lectura común, única, cohesionada y de acatamiento para pasar una página limpia y democrática a tan arduo parto. Y esto, anuncio, no ha hecho más que empezar. Se acabó la crisis de aquí a las elecciones catalanas (apuesto a que empiezan a pedir que se anticipen para que la ciudadanía, que naturalmente esta también indignada se pronuncie). Ah, que el tripartito le ha hecho la campaña a CiU: pero ha sido en nombre de la patria.

Después de meses funcionando y de parálisis del Constitucional (hasta la risa por no decir vergüenza), el Estatuto no ha roto una rendija ni en el estado democrático, ni en el estado del bienestar, ni en la financiación, ni se ha producido ninguna de esas zarandajas. Precisamente lo que ha roto el estado democrático, el del bienestar y la financiación ha sido la política del gobierno y de los partidos indignados. Como consecuencia, me importa poquito la opinión alguna del gobierno o de los partidos indignados.

Nos faltaban distracciones y cortinillas de humo y ya tenemos la primera. Enseguida llegan, no desesperéis, lo del burka y la ley contra los curas y el debate sobre la selección española de fútbol (perdón se dice la Roja, es que soy un antiguo). De aquí a septiembre hay que tapar la Huelga General porque esto no es importante ni patriótico: de hecho. el President no está indignado por la crisis


jueves, 24 de junio de 2010

Mal olor contra las palabras malsonantes...¿Porqué no contra el Gobierno?

Hay inventos que no deben patentarse. Un estudiante ha inventado un USB que produce malos olores cuando uno escribe en el ordenador palabras malsonantes. Así no vamos a ninguna parte: cada vez que escriba del Gobierno, Zapatero, Pepiño, MAFO...y un largo etcétera, y escriba lo que pienso, la casa se llenará de malos olores. Digo yo que podría haber inventado el estudiante un USB para Zapatero para que se le llenara el despacho de olor a porquería cada vez que tiene una idea.

La moralidad produce los inventos mas notables de la historia moderna. El susodicho estudiante no soporta la vulgaridad que se observa en las redes sociales. Así que ha organizado una curiosa memoria que, tras avisar con lucecitas sobre las groserías, hace explotar unas bombitas de olor que nos castigarán por el uso impropio del lenguaje.

Ya me veo yo a padres, jefes, maestros de aulas 2.0 y demás, comprando aparatitos (ahora sin subvención, son tiempos de recorte) para que niños, obedientes asalariados y alumnos se produzcan con la debida corrección.

Incluso imagino a Pepiño y Leire usando parte de los notables ahorros públicos (provocados sólo por el patriótico servicio a España) comprando un tal USB a todos los españoles y españolas para producir insoportable hedor cada vez que en nuestro entorno se use u oiga la palabra huelga o se opine sobre la política del gobierno.

El invento se llama “boca de pimienta” y ofrece (véanse las imágenes del vínculo) notables utilidades. Guiados por una moralidad alternativa, podríamos subvertir el hardware de marras y repartirlo entre los ilustres miembros del gobierno y sus jefes de gabinete o portavoces para difundir nauseabundo olor cada vez que nos expliquen las patrióticas razones que han movido a la adopción de medidas económicas.

Incluso propongo a los Sindicatos que embotellen malos olores, si esto es posible, y lo envíen en momento adecuado (esto del momento adecuado es fundamental en la cosa sindical) a todos los despachos oficiales.

Es que las ciencias adelantan que es una barbaridad. El laboratorio que patrocina este y otros inventos se ha propuesto protegernos de la azarosa vida ultramoderna. Como deben ser gente de orden, ignoran que el mayor peligro siempre procede de los gobiernos. Pero nosotros no; demos oportunas respuestas.