Statcounter

martes, 3 de febrero de 2009

Esfuerzos adicionales.

Pues voy y compro El País esta mañana (que luego me reprochan que contribuyo a la crisis de la prensa escrita), me pido el cafecito de lectura y se me atraganta: Zapatero reclama a los banqueros “un esfuerzo adicional”. Puedo imaginar a Zapatero cometiendo un error con el castellano pero no a nuestro faro y guía de la corrección. Luego, infiero, debe haber algún esfuerzo anterior que se me ha escapado.

Me pongo a pensar en ello, y colijo que no puede considerarse tal lo de poner el cazo para llevarse baratito el dinero público. Por un momento creo que en Jaula de Grillos voy a ilustrarme pero percibo idéntica perplejidad. No; no lo logro. Me rindo: espero que El País, faro de la corrección ética, haga las oportunas comprobaciones y nos comunique el ignoto esfuerzo previo.

Mientras leo el periódico, en la tele del bar informan de las cifras de desempleo, nuevamente históricas. Y sospecho que en Marzo, fecha del fin de la crisis según Zapatero y el Ministro de Trabajo esto no mejorará.

Justo en ese momento, un cambio de canal me hace escuchar a mi proteccionista ministro preferido: la solución para los gastos que ahogan a las familias es el ahorro producido por la desaparición de… “la bombilla de hilos”. El mismo ministro, por cierto, informa, más tarde, que puede subir las tarifas eléctricas nuevamente.

Siempre lo habíamos sospechado pero hoy se confirma: en el Congreso de los Diputados hay cadáveres; aunque los forenses afirman que son antiguos, lo que descarta que se trate de algún espía del PP o alguno de sus protectores.

Para mi sorpresa, me llega un aviso de empleo: una compañía austriaca de seguros contrata a trabajadores que sean capricornio, tauro, acuario, aries o leo; lo que, evidentemente, da muchísima seguridad sobre los criterios de promoción profesional y la gestión de su patrimonio.

Visto lo cual, se me ocurre que debería preguntar su horóscopo al ex responsable de comunicación del Ayuntamiento de Rivas, D. Ricardo Royo-Villanova, que ha sido despedido hoy, no sabemos si por haber sacado de las catacumbas la comunicación del municipio o porque algún banco ha hecho esfuerzos para mejorar los recursos municipales.

Concluyo, en consecuencia, que hay mucha gente haciendo los mismos esfuerzos adicionales que el cadáver del Congreso.

Ya sé que me estoy poniendo quejica últimamente pero, chicos, chicas, hay mañanas que me levanto y no sé si soy de los nuestros

1 comentario:

  1. ¿Algunas mañanas dice usted? Yo nunca sé si soy de los míos.

    ResponderEliminar